Vitamina D, recortes de prensa

Vitamina D, recortes de prensa

No me canso de repetir la incidencia que tiene en la salud la deficiencia de Vitamina D en el cuerpo. Numerosos estudios apoyan la tesis de que la Vitamina D influye en el desarrollo de los músculos, de los huesos, así como en el sistema inmune.

La suplementación con Vitamina D ante un déficit de esta lo creo fundamental para todos, pero en particular en enfermos de EII. Más si cabe si además somos deportistas, ya que esta influye en el reparto del calcio a través del cuerpo.

En deportistas, nos ayudará a evitar lesiones, dolores musculares y articulares, así como a la regeneración de los músculos.

Os dejo algunos recortes de prensa, así como algunos enlaces de investigaciones que hablan del tema.

Recortes de Prensa

Según investigadores del Reino Unido y de Canadá, la vitamina D tiene un efecto significativo en al menos 229 genes, algunos de los cuales se han asociado con la enfermedad de Crohn y la diabetes tipo 1.

La suplementación con vitamina D podría ayudar a mejorar las funciones musculares en personas con niveles bajos de vitamina D.

La vitamina D actúa como antiinflamatorio

La vitamina D es esencial para la utilización eficiente del calcio en el cuerpo

La vitamina D en la forma de 1,25-dihidroxivitamina D es un potente modulador del sistema inmune

Existe evidencia científica considerable de que la 1,25-dihidroxivitamina D tiene una variedad de efectos sobre la función del sistema inmune, los que podrían mejorar la inmunidad innata e inhibir el desarrollo de autoinmunidad

Después secuenciar este ADN identificaron más de 2.700 ‘vínculos’ del VDR (receptor de vitamina D) a lo largo de todo el genoma, en su mayoría concentrados cerca de un gran número de genes asociados con la susceptibilidad a desarrollar enfermedades autoinmunes, como la enfermedad de Crohn, el ‘lupus’, la artritis reumatoide y cánceres, como la leucemia linfocítica crónica y el cáncer colorrectal.

Algunas investigaciones sobre la vitamina D han desvelado la influencia de esta vitamina en unos 200 genes como los asociados con la esclerosis múltiple, la enfermedad de Crohn, la diabetes tipo I, cáncer y otras enfermedades autoinmunes.

La escasa información en humanos sugiere que los niveles insuficientes de vitamina D podrían tener un efecto adverso sobre la secreción de insulina y la tolerancia a la glucosa en la diabetes tipo 2

Niveles adecuados de vitamina D podrían ser importantes para disminuir el riesgo de presión sanguínea alta.

En la deficiencia de vitamina D, la absorción de calcio no puede aumentarse lo suficiente como para satisfacer las necesidades de calcio del cuerpo (2). En consecuencia, se aumenta la producción de PTH por las glándulas paratiroídeas y se moviliza calcio desde el esqueleto para mantener niveles normales de calcio plasmático—una condición conocida como hiperparatiroidismo secundario. A pesar de que hace mucho tiempo se sabe que la deficiencia severa de vitamina D tiene consecuencias serias para la salud ósea, investigaciones recientes sugieren que los estados menos obvios de deficiencia de vitamina D son comunes, e incrementan el riesgo de osteoporosis y otros problemas de salud

La deficiencia de vitamina D causa dolor y debilidad muscular en niños y adultos.

Las personas con una enfermedad inflamatoria intestinal como la enfermedad de Crohn parecen estar en un mayor riesgo de una deficiencia de vitamina D, especialmente aquellas que han tenido resecciones intestinales pequeñas

un experto en vitamina D ha sostenido que los valores plasmáticos de 25-hidroxivitamina D menores a 80 nmol/L debieran ser considerados deficientes (17), mientras que otro sugiere que un valor plasmático de 25-hidroxivitamina D saludable se encuentra entre 75 nmol/L y 125 nmol/L (30 ng/mL y 50 ng/mL) (36). Con este último valor de corte para insuficiencia (i.e., 75 nmol/L o 30 ng/mL), se estima que un billón de personas en el mundo son actualmente deficientes de vitamina D

Ingesta Recomendada de Nutrientes (IRN) para Vitamina D Establecida por el Instituto de Medicina
Etapa de la Vida Edad Hombres
mcg/día (UI/día) Mujeres
mcg/día (UI/día)
Infantes 0-6 meses 10 mcg (400 UI) (IA) 10 mcg (400 UI) (IA)
Infantes 6-12 meses 10 mcg (400 UI) (IA) 10 mcg (400 UI) (IA)
Niños 1-3 años 15 mcg (600 UI) 15 mcg (600 UI)
Niños 4-8 años 15 mcg (600 UI) 15 mcg (600 UI)
Niños 9-13 años 15 mcg (600 UI) 15 mcg (600 UI)
Adolescentes 14-18 años 15 mcg (600 UI) 15 mcg (600 UI)
Adultos 19-50 años 15 mcg (600 UI) 15 mcg (600 UI)
Adultos 51-70 años 15 mcg (600 UI) 15 mcg (600 UI)
Adultos 71 años y más 20 mcg (800 UI) 20 mcg (800 UI)
Embarazo Todas las edades – 15 mcg (600 UI)
Amamantamiento Todas las edades – 15 mcg (600 UI)

Fuentes alimenticias

Alimento Porción Vitamina D
(UI) Vitamina D
(mcg)
Salmón rosado, enlatado 3 onzas 530 13.3
Sardinas, enlatadas 3 onzas 231 5.8
Macarela, enlatada 3 onzas 213 5.3
Avena Instantánea, de Nutrición para Mujeres Quaker 1 paquete 154 3.9
Leche de vaca, fortificada con vitamina D 8 onzas 98 2.5
Leche de soya, fortificada con vitamina D 8 onzas 100 2.5
Jugo de naranja, fortificado con vitamina D 8 onzas 100 2.5
Cereal, fortificado 1 porción (usualmente 1 taza) 40-50 1.0-1.3
Yema de huevo 1 grande 21 0.53

Suplementos
La mayoría de los suplementos de vitamina D disponibles sin prescripción contienen colecalciferol (vitamina D3). Los suplementos de multivitaminas generalmente contienen 400 UI (10 mcg) de vitamina D. Los suplementos de vitamina D de un solo ingrediente podrían aportar entre 400 y 2,000 UI de vitamina D, pero 400 UI es la dosis más comúnmente disponible. Una serie de suplementos de calcio podrían también aportar vitamina D.
Toxicidad
La toxicidad de vitamina D (hipervitaminosis D) induce niveles elevados de calcio en el plasma (hipercalcemia), los que podrían resultar en pérdida de hueso, cálculos renales, y la calcificación de órganos como el corazón y riñones si no es tratada por un largo periodo de tiempo
Nivel Máximo (NM) de Ingesta Tolerable para Vitamina D
Establecido por el Instituto de Medicina
Grupo Etareo mcg/día (UI/día)
Infantes 0-6 meses 25 mcg (1,000 UI)
Infantes 6-12 meses 37.5 mcg (1,500 UI)
Niños 1-3 años 62.5 mcg (2,500 UI)
Niños 4-8 años 75 mcg (3,000 UI)
Niños 9-13 años 100 mcg (4,000 UI)
Adolescentes 14-18 años 100 mcg (4,000 UI)
Adultos 19 años y más 100 mcg (4,000 UI)

Enlaces de interés

http://examine.com/blog/the-truth-about-vitamin-d/

Metanálisis

http://press.thelancet.com/vitD.pdf

Agradecimientos

Mireia Porta Oliva